trucos blogger

jueves, 23 de julio de 2009

TRAFE S.A.

De la cantidad de veces que fui a SAEZ, nunca habia fotografiado al DC-8 de TRAFE. Cuando lo por fin lo realize, si bien no eran las mejores, esto desperto en mi el interes de conocer mas acerca de la historia de este magnifico avion. Transcribo aqui un articulo del Sr Carlos Abella que fuera publicado en LAAHS (http://www.laahs.com/artman/publish/article_110.shtml ) y por el cual estoy profundamente agradecido.
En Ago 71 Aerolí­neas Argenti­nas anun­ció la desprograma­ción de las rutas a distintas ciuda­des del li­toral argen­tino, entre ellas: Con­cordia y Guale­guaychú. Por tal mo­tivo la empresa TRAFE SA. so­licitó que se le concedie­ran los destinos. En Ene72, TRAFE, fue autorizada a pres­tar servicios internos no regula­res. Por tal motivo se in­corporó un Convair CV-240 LV-JTI que fue rentado a la Char­lotte Air­craft Corp. La aeronave operó en Ar­gentina desde Dic70.
Poste­riormente el avión fue sub - alquilado por un corto periodo a la Compañía. Argentina de Aero Taxi Zothner, que obtuvo escaso éxito realizando po­cos vue­los. Final­mente la máquina fue de­vuelta y en 1973 se canceló la matri­cula al ha­cerse cargo de la aero­nave la empresa uru­guaya ARCO.
Por Expediente 8.319/71 la empresa TRAFE Sociedad Anónima Comercial, Industrial, Financiera, Inmobiliaria y Agropecuaria. (TRAFE SACIFI), solicitó autorización para explotar un servicio de transporte aéreo internacional no regular de pasajeros y carga con un avión Douglas DC-6. TRAFE recibió au­torización para ope­rar con este tipo de avión, ser­vicios no regulares in­ternacionales de pa­sajeros y carga me­diante la Res. 188/71 y dto. PEN 1743/73. El mismo de­creto puntua­lizaba que los ser­vicios no debían causar perjui­cios a los servi­cios regula­res ar­gentinos. Estos vue­los nunca se rea­lizaron, por lo que se anuló la autoriza­ción por Res. 425/74.a
El 19Abr74 TRAFE presentó una nueva solici­tud para introducir servi­cios aéreos con aviones DC-8. La misma sufrió la opo­sición de Aero­líneas, AER y TAR argu­mentando que la de­manda del mer­cado no era tan amplia como para que una nueva em­presa pa­teara el tablero ofreciendo vuelos en aviones a reacción.
En Jun74 final­mente la em­presa fue autorizada a emplear equipo DC-8 en sus operaciones., me­diante de­creto n° 1784/74. En princi­pio se preveía incorporar 2 DC-8F e iniciar los servicios en Abr74. La concesión tenía por objeto princi­pal el trans­porte de carga siendo el de pasaje­ros complemen­tario.
Para mediados de Nov75 TRAFE SA. firmó en EE.UU. con United Airlines un contrato por el cual se esta­blecía el adiestra­miento de las tripu­laciones y el perso­nal técnico de la em­presa de ban­dera ar­gentina en Denver y San Fran­cisco.
Finalmente arribó solo una ae­ronave en Abr76 y con ella sé rea­lizaron escasas operaciones, entre las que se pueden ci­tar los exóticos vue­los desde Ghana a La Meca por cuenta de una em­presa que su­balquiló el avión, con el fin de llevar peregrinos.
El 30Set77 el DC-8 se posó en EZE por última vez quedando esta­cionado en el ae­ropuerto desde en­tonces. La autoriza­ción de los per­misos pertinentes de la em­presa fue­ron cancela­dos en 1978 y los ti­tulares de la em­presa mantuvie­ron un largo liti­gio judicial con la auto­ridades nacio­nales.
El único DC-8 argentino.
Desde el último vuelo realizado en 1977, el Douglas DC-8 se encuentra en la plataforma de estacio­namiento de aeronaves, en la en­trada misma del Aero­puerto In­ternacional Ministro Pistarini, en Ezeiza. Hasta hace poco tiempo acompañado por otros vetus­tos, aca­bados, mal­trechos y poco res­petados avio­nes, que terminaron sus días la mayor parte de ellos presas de las sie­rras, y fundi­ciones. O tal vez como frustra­das confiterías.
Este DC-8 es un avión casi histórico, ya que es el número 7 en la serie de pro­ducción. A lo largo de su letargo, el DC-8 LV-LTP, vio pasar a mu­chos otros aviones camino a ser canibalizados, sin embargo él permaneció siempre allí. El avión jamás per­teneció a TRAFE, sino que fue al­quilado de una empresa americana, por lo cual nunca siguió el ca­mino de los otros me­nos afortunados. Que en­tre otros es posi­ble citar casi la totalidad de la flota de TAR.
La distribución de los avio­nes varia­ban caprichosamente por la su­perficie de toda la plata­forma. Para Jul89 los tres aviones sé en­contraban en una misma línea en el fondo, en el in­terior del DC-8 era po­sible ver algunos asientos algo deteriora­dos, ya no existían eviden­cias de las tapas amari­llas que supie­ron proteger las tur­binas, tam­bién sé ob­servaba alguna ins­cripción sobre el fuse­laje, dando prueba de algún amor (Julio y Mariana 24Mar86), y sus ale­rones que conser­vaban la le­yenda en inglés: "No pi­sar", so­bre los alerones, que yacían inclina­dos ha­cia el piso. Finalmente el paso del tiempo, mar­cado por la acumu­lación de tierra, ho­jas y ramas que cu­brían el fuse­laje, en espe­cial el interior de las turbinas.
Poco a poco, las manos anónimas fueron avanzando sobre la má­quina, y se evidenciaron cambios que día a día afecta­rían su estruc­tura, y que a la larga permi­tirían su fácil ac­ceso, fue así que el 06Ago89, ob­serve que el avión poseía sus puer­tas abiertas.
Cuando parecía que sólo el correr del tiempo podía llegar a acelerar el paso hacia el fin de los días del DC-8, la convulsionada situación gremial de Aerolíneas Argentinas, en enero de 199_ las ma­nos anónimas actuaron como se­ñal de pro­testa , e incen­diaron la ma­quina, ante una posi­ble tran­sacción eco­nómica, en la empresa de bandera, por parte del Sr. Jorge Carni­cero, an­tiguo empre­sario vinculado con la empresa desapare­cida Trans­continental.
Por cierto que ya será difícil conge­niar el sueño de recu­perarla para su preservación está­tica, como se hiciera con el Comet 4C N888WA (cn. 6424) almacenado durante mu­cho tiempo en Paine Field, EE.UU., fi­nalmente rea­condicionado por Everett Commu­nity Co­llege. Ni que hablar de llegar a realizar la mi­sión que reali­zan los in­tegrantes de SAC. (Save a Con­nie), con su Conste­llation y el Martin 404.
Tal vez solo po­damos lograr aunque más no sea la preserva­ción del re­cuerdo mediante nues­tra me­moria, de un avión que en nuestro país tuvo más histo­ria en la tie­rra que en el aire, pero que forma parte de nuestra común indiferencia a nuestra historia aeronáutica.
Finalmente el LTP recobró su vida en el tiempo.

Durante 1996, lejos quedaban los ruidos de la Guerra de las Islas Malvinas, las políticas internacionales nos acercaban a los EE.UU., sin embargo existía un embargo de armas sobre nuestro país. Las razones había que encontrarlas en el senador Jesse Helms, representante de Carolina del Norte, que mantenía el veto sobre la venta de armas. El funcionario americano además ostentaba el cargo de presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado, con la facultad de vetar sobre temas tales como la venta de material bélico. Cuando la Fuerza Aérea requirió informes se encontró con que se adeudaba a la Charlotte Air­craft Corp un monto de US $ 8M, en concepto de haber retenido un Douglas DC-8 operado por la extinta TRAFE. Lo único que queda por aclarar es que la empresa era parte del patrimonio del senador Jesse Helms.


Datos de las Aeronaves.


Convair CV-240-0 cn. 18
Construido para la American Airlines y re­gistrado como NC94210, en prin­cipio fue denominado "Menphis". Fue entregado el 19Nov48. Ven­dido a Dundel Corp. 31Dic57. Adquirido por Cruzeiro do Sul el 19May58 regis­trado PP-CEW y bautizado "Polar". En Dic67 dado de baja y vendido a Fran­cis Y. Sogi como N21118, transferido a Charlotte Air­craft Corp en Jul69. Alquilado a la Compañía Pana­meña de Avia­ción (COPA) HP-471 ese mismo año. A su re­torno fue alquilado por TRAFE en Dic70 reci­biendo la matrícula LV-JTI. Por un breve lapso el avión fue arren­dado a la Compañía Argentina de Aero Taxi Zothner, y posteriormente en Mar73 fue en­tregada a Aerolíneas Colonia como CX-BHT. La ma­quina fue desactivada del servicio activo en Set76 y fue des­mantelada para ser usada como fuente de re­puestos en Jul79.

Douglas DC-8-32 cn. 45253/7

Realizó su primer vuelo en la Douglas como N8068D el 25Mar59, fue construido como sr.32, pero posteriormente para ser entre­gado a PA­N AM se lo modificó a sr.33. Fue entregado a la Pan American como N802PA el 15Feb61, fue bautizado "Clipper Cat­hay", fue el primer DC-8 de PANAM. El 07Ago69 es adquirido por Delta Air Lines como N8027 y su número de flota es "837", en 1974 es radiado del servi­cio activo y es vendido a la Boeing. La empresa de al­quiler de aviones Charlotte Aircraft Cor­poration lo com­pra el 23Ene74 y lo alquila a TRAFE el 09Abr76 registrándose como LV-LTP. Con poste­rioridad al cie­rre de la em­presa TRAFE, el avión fue aban­donado en el Aeropuerto de Ezeiza.

Fuente/Autor Carlos Abella.
Fotografias Fabian Pesikonis.